Si eres de l@s que cree que Formentera no tiene atractivo fuera de temporada alta, estás totalmente equivocad@. Cada vez hay más visitantes que aprovechan las económicas ofertas para viajar a Formentera en invierno.

El puente de la Constitución son unas muy buenas fechas para desconectar en Formentera, su variedad de planes y la sensación de paz que transmite la isla no te defraudarán. En Rent a Car San Fernando, como especialistas en alquiler de coches en Formentera queremos ayudarte a tener la mejor experiencia ofreciéndote una amplia gama de vehículos y una atención personalizada y cercana

Qué hacer en Formentera durante el puente de la constitución

La más pequeña de las Baleares tiene mucho que ofrecer. Formentera es un gimnasio en plena naturaleza: tiene más de 30 rutas verdes para recorrer a pie o en bicicleta, parques naturales y largas playas de área blanca para pasear con unas vistas extraordinarias. Los colores turquesas del mar de Formentera son, si cabe, aún más impresionantes en invierno cuando la isla está totalmente libre de embarcaciones y transito marítimo continuo. Los más atrevidos podrán disfrutar de un baño o incluso practicar deportes como el kitesurf permitidos durante la temporada baja. ¿Qué mejor plan que bañarte de unas de las mejores playas del mundo con un gorro de Papa Noel? Si eres de lo menos atrevidos, no te preocupes, ¡las fotos desde la arena también están muy bien!

¿Sabías que los chiringuitos de playa en Formentera están todo el año abiertos durante los fines de semana? Comer en la playa en pleno diciembre es un lujazo.

Aprovecha tu estancia invernal para conocer a gente local. Habla con artesanos, gente del campo o temporeros y conoce de primera mano su forma de vida. No te defraudará la amabilidad de su gente.

Además, te dejamos un detalle poco conocido de la isla y perfecto para esta época: en Formentera se puede hacer enoturismo. En la zona de Cap de Barbaria y La Mola encontrareis una amplia variedad de uvas blancas, como la Cabernet Sauvignon o la Merlot, y tintas, como la Monastrell o la Fogoneu. En la zona de La Mola pueden encontrarse bodegas abiertas al público que ofrecen la posibilidad de realizar catas y conocer todo el proceso de elaboración de sus caldos.

Durante el mes de diciembre en la plaza de la Iglesia de Sant Francesc encontrarás las conocidas casetas navideñas donde se oferta una gran variedad de productos locales y extranjeros, como la sobrasada y el vino payés o el conocido vino caliente alemán.